» » » El instante de peligro, el regreso de Calderón

El instante de peligro, el regreso de Calderón

Dimensión Crítica

Por Samuel David Zepeda
El ex presidente mexicano, Felipe Calderón. | Fotografía: Proceso.
El ex presidente mexicano, Felipe Calderón. | Fotografía: Proceso.

En los últimos meses, un servidor se ha percatado de cómo, a lo largo de diferentes espacios electrónicos, en especial en Facebook y Twitter, un gran número de seguidores y militantes del PAN, en especial aquellos que apoyan a Margarita Zavala en su precampaña por la candidatura a la presidencia, han estado tratando de rescatar poco a poco la imagen de su esposo, Felipe Calderón, y su sexenio como Presidente de la República.

Y es que desde las diferentes trincheras electrónicas y después de un breve silencio —para que las personas con memoria corta se olvidarán de él y su gobierno— poco a poco el nombre de Felipe Calderón ha comenzado a resurgir y a retomar fuerza en el ámbito público, ya sea haciendo declaraciones sobre los temas controversiales, asistiendo a actos públicos o, simplemente, entrando en controversias con Donald Trump. El ex presidente de México ha intentado que su nombre y, junto a él, el de su esposa, vuelvan a sonar en el ámbito nacional y es que “santo que es visto no es adorado” —dice el viejo dicho— y si él y su esposa planean regresar a los pinos deben volver a posicionarse mediáticamente.

Así, poco a poco, desde las redes sociales, los simpatizantes del Calderonismo y el PAN han querido construir una narrativa diferente a la que todos conocemos, llevando a cabo una relectura de su gobierno intentan configurar otra realidad, pero su lectura no es a contrapelo, como querría Walter Benjamin, no es una lectura que parta desde las víctimas y las reivindique, no, la lectura que pretenden hacer es una versión perversa y encubridora de un partido que pretende recuperar votos con base en ilusiones, en un pasado que quieren pintar como glorioso, pero que está bañado en sangre. El olvido de nuestra historia —ese olvido que pretenden los calderonistas— inaugura un instante del peligro, un instante en el que se pretende borrar de la historia a todas las víctimas para configurar una historia unidimensional e inevitable, se busca invertir el sentido y glorificar a “los romanos que defienden la ley”.

Usando argumentos retóricos, los calderonistas descalifican a los desertores usando como una comparativa Al actual gobierno en sus partes más endebles, es decir, escudan sus argumentos bajo a la idea de que el presente es peor y que si estás en contra de esa máxima o bien eres priista, y estás a favor de las injusticias del gobierno en turno, o bien eres un “chairo frustrado”. Por ello, dejando de lado los argumentos ad hominem, y dejando de lado la precampaña de Margarita, vayamos a la verdadera discusión de quienes pretenden rescatar el gobierno de Calderón, aquella que versa sobre las supuestas bondades de su gobierno:

¿Acaso estábamos mejor cuando estábamos peor? Para empezar, es detestable plantear un argumento que se fundamente en un pasado malo como contraparte de un presente peor, es una treta retórica que apunta a la nostalgia, a una visión miope del pasado debido a su lejanía y que no toma en cuenta que parte de este presente es consecuencia de ese pasado, además dicha propuesta fue la misma que reivindicó y trajo de regreso al PRI —tal vez por eso la usan—. Pero no sólo es eso; dejando de lado el argumento pasional de que el presente nos interpela más que el pasado, los reivindicadores de Calderón hacen uso de elemento ideológicos y falsos para intentar rescatar su imagen.

El primero de ellos: “Calderón hizo frente al Narco”. Si bien es cierto que el ex presidente tomó como bandera de su gobierno la lucha la guerra contra el narcotráfico, este argumento intenta dar cuenta de una especie de valor medieval: el coraje y el valor como estandarte político. El argumento de la lucha contra el narco es falaz y pretende despertar sentimientos atemporales; es ideológico por su carga teatral que trata de cubrir la irracionalidad de su actuar: se lanzó a la carga sin reflexionar en lo más mínimo sobre las condiciones dadas, ni las suyas o las del rival. Bien lo dijo Sunt Zu en el arte de la guerra: para ganar una batalla debes conocerte a ti mismo y conocer a tu enemigo. Calderón no conocía a su enemigo, pues atacó sin un plan fijo, cortó cabezas de organizaciones criminales que generaron todavía más caos y luchas por el poder, y tampoco conocía a sus tropas, pues las sacó de su cuartel sin saber de lo que sería capaces, pues la salida de los militares a los cuarteles dejó el mayor número de registros de violación de derechos humanos, como bien lo demuestra la Investigación de Alejandro Anaya del CIDE.[1]

Además, Calderón nunca tuvo el valor de reconocer sus errores. Jamás se hace mención a los verdaderos efectos de su guerra y sus “daños colaterales”, que le costaron la vida a más de 120 mil personas, según unos medios[2] —o entre 60 000 y 80 000 muertos, según otros— [3] aparte de los casi 25 000 desaparecidos durante su sexenio. Además, de qué hacer alarde de coraje y valor cuando se está detrás de un escritorio resguardado por la guardia presidencial y todos los elementos de seguridad pública. Es verdaderamente indignante. Así, a la fecha, seguimos pagando las secuelas de una guerra que él inició.

Por otro lado, se dice que “si Calderón fuese presidente, el caso de los 43 desaparecidos de Ayotzinapa ya hubiese sido solucionado”, sin embargo, durante el gobierno de Felipe Calderón, el 5 de junio de 2009, en Hermosillo, Sonora, ocurrió la tragedia de la guardería ABC: 49 niños muertos y más de 76 heridos en el incendio de una guardería que no cumplía con los requerimientos mínimos de seguridad. A la fecha no hay culpables.[4] Además, cabe recordar la masacre de Villas de Salvacar, donde 13 jóvenes fueron asesinados durante una fiesta en Ciudad Juarez, jóvenes a quienes Calderón llamó, en un primer acercamiento, “pandilleros”.[5] A la fecha, a sus familias “se les reparó el daño, con 40 000 pesos”.[6]

En la parte económica, uno de los rubros que más se utilizan para defender al calderonismo es el “crecimiento económico y la generación de empleos”. En efecto, la economía creció durante el gobierno de Calderón un 1.9% lo cual, según el periódico El Financiero, es el crecimiento más bajo del país desde Miguel de la Madrid.[7] Además, habría que agregar que aunque hubo crecimiento económico del país, el número de pobres, según cifras del CONEVAL[8], aumentó durante el gobierno de Calderón, de 45.5 millones de pobres que había en 2006, la cifra aumentó a 53.5 Millones en 2012,[9] lo que nos hace dudar de los verdaderos beneficios que tuvo el crecimiento económico en la población en general[10] [11]. La conclusión más evidente sería que los ricos se volvieron más ricos, mientras que los pobres aumentaron. En cuanto a pobreza alimentaria, ésta aumentó de 14.7 Millones en 2006 a 23.1 Millones en 2012, según CONEVAL. Según Angélica Encino, de La jornada, el porcentaje de pobres que se generaron en el sexenio de Calderón revirtió la disminución lenta que se había realizado entre 1998 y 2006.[12]

Por otro lado, sobre la generación de empleos, hemos de tener en cuenta que en el sexenio de Calderón hubo un crecimiento, pero en la precarización del empleo,[13] pues creció el empleo informal y el empleo formal generado estaba sobre el salario mínimo, el sector informal llegó a 14.2 millones de personas dentro de la población económicamente activa. Por otro lado, los precios de la canasta básica se elevaron: la tortilla, el huevo y el arroz presentaron aumentos de 70, 68 y 44 %, respectivamente, durante el gobierno de Calderón.[14]

Además, en la parte económica también debemos sumar los excesivos gastos que dieron cosas como la Estela de luz, monumento que conmemoraría el centenario del inicio de la revolución y el bicentenario del inicio de la independencia y el cual no sólo se entregó tarde, sino que también estuvo plagado de irregularidades, gastos excesivos y corrupción, pues costó casi 200% más de lo que estaba presupuestada: casi 1 305 millones de pesos de recursos públicos invertidos,[15] además de no tener un proceso de licitación y bajo muchas irregularidades.[16] A la par, en cuestión de gastos excesivos podríamos añadir uno de los temas más polémicos que ha heredado el actual gobierno: el gasto extraordinario que se hizo en la compra del avión presidencial.

Así también, queremos sumar el desempleo que generó su acción en la desaparición de Luz Y Fuerza, el cual afectó a más de 44 mil personas mediante un golpe bajo y a escondidas, mientras los mass media sólo hablaban del partido de fútbol de la selección mexicana. Por otro lado, aún durante su gobierno, Mexicana de Aviación dejó de existir, problema que a la fecha sigue sin atenderse, dejando a miles desempleados. Y si alguien pudiese argumentar que lo que hizo con la desaparición del sindicato de electricista fue un acto en contra de la corrupción sindical, he de recordarle que durante el gobierno de Calderón, la maestra Elba Esther Gordillo se reeligió en su cargo como líder del sindicato magisterial y actuó impunemente, además de que también Romero Deschamps se reeligió en el sindicato petrolero.

Por último, no queremos dejar de mencionar que, de la misma manera, como hoy EPN enfrenta el problema de la refinería en Veracruz, el presidente Calderón, en 2007, tuvo que lidiar con la explotación en la plataforma petrolera Usumacinta —y con la muerte de 22 trabajadores—.[17]

Con todo ello, solamente queremos hacer evidente una parte de toda la realidad caldernosita, de no olvidar ese pasado próximo, pues hay muchas cosas que no se mencionaron.[18] Queremos hacer evidente lo falaces e ideológicos que son algunos de los argumentos que se utilizan hoy en día para reivindicar el calderonismo, estamos de acuerdo con Walter Benjamín y creemos que la solidaridad debe ser igual con los muertos que con los herederos, y es evidente que el gobierno de Calderón tiene muchos muertos que reclaman nuestra memoria y ni nosotros ni ellos estaremos a salvo si el olvido vuelve a vencer, como diría Brecht hay que  considerad lo oscuro y lo frío de este valle que resuena de lamentos”.

 

Samuel David Zepeda López, México.

 

[1] http://ppd.cide.edu/documents/302668/0/lIBRO%204%20-%20bueno.pdf

[2] http://www.excelsior.com.mx/nacional/2014/03/12/948239

http://www.jornada.unam.mx/2014/10/05/sem-cifras.html

http://www.excelsior.com.mx/2012/11/27/nacional/871927

[3] http://edition.cnn.com/2013/09/02/world/americas/mexico-drug-war-fast-facts/

https://www.washingtonpost.com/world/the_americas/calderon-finishes-his-six-year-drug-war-at-stalemate/2012/11/26/82c90a94-31eb-11e2-92f0-496af208bf23_story.html

[4] http://www.eluniversal.com.mx/articulo/estados/2016/02/2/posponen-audiencia-final-sobre-caso-de-guarderia-abc

http://www.sdpnoticias.com/local/sonora/2016/02/02/aplazan-30-dias-resolucion-del-caso-guarderia-abc

[5] http://www.sinembargo.mx/31-01-2015/1235750

[6] http://www.sinembargo.mx/30-10-2015/1535844

[7] http://www.elfinanciero.com.mx/economia/la-economia-crecio-anual-con-calderon.html

[8] http://www.coneval.org.mx/rw/resource/coneval/info_public/PDF_PUBLICACIONES/POBREZA_INGRESOS_MEXICO_WEB.pdf

http://www.inegi.org.mx/RDE/RDE_05/RDE_05_Art2.html

[9] http://www.coneval.org.mx/Informes/Pobreza/Informe%20de%20Pobreza%20en%20Mexico%202012/Informe%20de%20pobreza%20en%20M%C3%A9xico%202012_131025.pdf

[10] http://www.contralinea.com.mx/archivo-revista/index.php/2012/12/02/pobreza-violatoria-de-todos-los-derechos-humanos/

[11] Cfr. también http://archivo.eluniversal.com.mx/finanzas-cartera/2013/impreso/2006-2012-el-sexenio-de-la-pobreza-en-mexico-i-104165.html

[12] http://www.jornada.unam.mx/2013/07/30/politica/010n1pol

[13] http://expansion.mx/economia/2012/09/24/la-herencia-laboral-de-calderon

[14] http://expansion.mx/mi-carrera/2012/08/23/salarios-bajos-orillan-a-la-informalidad

[15] http://www.asf.gob.mx/uploads/89_Principal/Estela_Luz_Nv.pdf

[16] http://www.jornada.unam.mx/2013/02/21/politica/002n1pol

http://eleconomista.com.mx/sociedad/2013/05/22/dictan-formal-prision-ocho-ex-funcionarios-estela-luz

http://www.proceso.com.mx/418757/implicados-en-construccion-de-la-estela-de-luz-advierten-que-estan-a-punto-de-ser-encarcelados

http://eleconomista.com.mx/sociedad/2013/03/27/costo-estela-luz-se-elevo-192

[17] http://www.contralinea.com.mx/archivo-revista/index.php/2009/11/01/la-tragedia-de-la-plataforma-usumacinta/

[18] Véase: http://aristeguinoticias.com/2911/mexico/lo-blanco-y-lo-negro-del-sexenio-de-felipe-calderon/

 

 

 

Más sobre el autor

Los comentarios están cerrados.